(Fuente imagen destacada: ASPACE)

La silla exploradora inteligente permite a los niños con pluri discapacidad. disfrutar de un desplazamiento autónomo y seguro por espacios controlados.

Nació en el Hospital Sant Joan de Déu dentro de la filosofía coste y bajo licencianCreative Commons, con la intención de que cualquier persona que lo necesitase pudiera replicarla sin tener que pagar patentes o propiedad intelectual.

La silla exploradora inteligente permite a niños y niñas con discapacidad disfrutar de un desplazamiento autónomo y seguro por espacios controlados.

Es el equipo de profesionales del proyecto “Aprendizaje y servicio” denominado Human Technology del Instituto Pablo Serrano de Zaragoza los que han llevado el prototipo de silla a Aragón, construyendo su primer modelo para el colegio San Germán de Fundación ASPACE Zaragoza.

Esta silla ha sido probada por niños y niñas con pluridiscapacidad de edades comprendidas entre los dos y los trece años. Se trata de niños y niñas que presentan importantes dificultades para explorar y relacionarse con su entorno ya que no pueden desplazarse por sí solos o tienen una gran facilidad para desconectar de lo que les rodea.

Una de las funcionalidades de esta silla exploradora inteligente, independientemente de cuál sea su grado de afectación, es que pueden disfrutar de la sensación de moverse de forma autónoma, explorar su entorno, desplazarse y desarrollar su autonomía. Y esto pueden llevarlo a cabo apretando simplemente un conmutador o un yoistick con cualquier parte de su autonomía.

Lo mejor de todo es que es la propia silla la que detecta los objetos, los posibles obstáculos que se encuentran encuentran en su trayectoria y los esquiva a través de unos sensores de distancia y de un programa informático que interpreta esa información.

Así, se puede definir la silla exploradora inteligente como una silla de aprendizaje que

  • permite descubrir la relación causa efecto de forma evidenciada sobre el propio cuerpo
  • permite el movimiento de forma autónoma
  • perite desplazarse por un entorno controlado de manera segura
  • fomenta las exploraciones del entorno de manera autónoma
  • fomenta el aprendizaje de conceptos de forma evidenciada
  • y, en definitiva, motiva la adquisición de cualquier tipo de aprendizaje.

Y es que tan solo observando las reacciones que aparecen en el video, más las referidas por los profesionales, de todos los alumnos y alumnos que han montado en ella, podemos asegurar que se trata sin ninguna duda de un recurso único para vivir situaciones reales de interacción con el entorno, un recurso único para aprender y un recurso único para desarrollar las capacidades de un niños y niñas con pluridiscapacidad.

Con este manejo tan intuitivo y tan sencillo, ojalá pueda ser pronto una realidad en muchos centros y en muchas familias. No puedo sino imaginar cómo puede llegar a cambiar la vida de un pequeño teniendo a su alcance un elemento como este que puede permitirle explorar el mundo de maneras que no habría imaginado.

Ojalá muchos proyectos así, tan generosos y tan preocupados por el desarrollo de nuestros pequeños.

 1,918 total views,  4 views today